Tags:

NUEVO LEÓN.- Debido al éxito que representa a nivel nacional el cierre del Penal del Topo Chico y el modelo penitenciario que actualmente se implementa los Centros Penitenciarios de Nuevo León, integrantes de la Mesa Ciudadana de Seguridad del Estado Quintana Roo buscan replicarlo.

El Cierre del Penal del Topo Chico, la ampliación en los Centros de Apodaca y Cadereyta con la construcción de 700 celdas, la creación del Centro de Reinserción Social para Mujeres y el Centro de Internación para Adolescentes, son solo algunas de las mil 200 acciones que se implementaron para que el Gobierno Estatal tuviera el control de todos los centros penitenciarios que por más de 30 años eran manejados por grupos delictivos.

Recuerdo que estábamos en la etapa de transición cuando reflexionamos alrededor del Sistema Penitenciario en Nuevo León. Y la primera gran reflexión iba al hecho de que teníamos la certeza de que la gobernanza de los centros penitenciarios no estaba en el Estado ni en la autoridad, estaba en el interior y en los grupos de PPL’s (personas privadas de la libertad) que existían al interior de los Centros. Tenían en Nuevo León, 30, 35 años gobernando los penales
Manuel González

De entrada, agregó, la primera acción fue el Cierre del Topo Chico para dar paso al plan de reestructura del Sistema Penitenciario para establecer la gobernanza del estado sobre los penales, garantizar el respeto a los derechos humanos y la creación de verdaderos programas de reinserción de los PPL’s en la sociedad.

“Lo primero que se debe de tener cuando se quiere hacer esto, es voluntad política. Si no hay voluntad política del gobernante no va a funcionar; esa voluntad política debe estar con agregados muy importantes como el no robar y no entrar a la corrupción”.

El trabajo realizado hasta ahora aseguró el funcionario estatal, se refleja en la disminución de un 63 por ciento del delito de extorsión.

Por su parte, Marco Antonio Erosa, Coordinador General de la Mesa Ciudadana de Seguridad y Justicia de Cancún e Isla Mujeres en Quintana Roo (MCSJCIM), recalcó la similitud de ambas entidades en la problemática penitenciaria y las áreas de oportunidad que con la implementación del modelo penitenciario de Nuevo León en sus penales, se pueden corregir.

“El primer paso es darse cuenta de que tenemos un problema, focalizarlo y buscar la solución y buscar a los expertos”, señaló. “Lo que ustedes nos han mostrado ya, nos la pauta de lo que tenemos que hacer allá y nuestro reto también es la continuidad”.

“Creo que el impacto de lo que ustedes están haciendo trasciende a Nuevo León, va a trascender en nuestro estado también”.

James Cobin Cunningham, Coordinador del Comité de la MCSJCIM resaltó el trabajo que el Sistema Penitenciario de la entidad implementó al interior de los penales.

Venir a ver estos penales ha sido particularmente interesante. La disciplina, el orden, la limpieza. Buscamos a los mejores y los vimos a ustedes como la mejor opción. Muchas felicidades por todo el trabajo que han hecho
James Cobin Cunningham

Por su parte, Eduardo Ortiz Jasso, Director de la Agencia de Proyectos Estratégicos de Quintana Roo, destacó la experiencia y el profesionalismo del equipo que conformó la estrategia penitenciaria.

El día de ayer los integrantes de la MCSJCIM realizaron una visita a los Centros penitenciarios del Estado.

A la reunión también asistieron Eduardo Guerrero Duran, Asesor en Materia Penitenciaria; Raúl Salvador Ferráez Arreola, Comisario de Administración Penitenciaria en Nuevo León; Roberto Quiroz Romero, Coordinador del Comité de la MCSJCIM; Jacqueline García Vázquez y Saskia Niño de Rivera, Consejeras Ciudadanas del Consejo Nacional de Seguridad.